Propuesta de Reforma Constitucional: el comienzo de una larga batalla para los pueblos indígenas

Propuesta de Reforma Constitucional: el comienzo de una larga batalla para los pueblos indígenas

La mañana del 18 de julio se llevó a cabo en el Centro Coordinador de los Pueblos indígenas en Ocosingo, Chiapas la Asamblea Regional de Seguimiento del proceso de Reforma Constitucional sobre los Pueblos Indígenas y Afroamericanos con la participación de autoridades comunitarias de 5 municipios , organizaciones locales, civiles, instancias de gobierno y personal del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas. Se considera un hecho histórico para los pueblos indígenas presentar la propuesta de reforma que se obtuvo a partir de 54 Foros regionales y 3 mesas de trabajo en 27 entidades federativas, 1 foro nacional y 1 foro de migrantes en los Estados Unidos en los meses de junio-agosto del 2019 en donde se conjuntaron contenidos fundamentales de la Reforma Constitucional. Se contó con la participación de más de 27,000 personas, entre ellas 14,349 autoridades indígenas, 9,618 participantes fueron mujeres, equivalente al 35.6% de la población indígena datos del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas.


La propuesta considera 16 temas relacionados con los derechos de los pueblos indígenas y afroamericanos interrelacionándolos de tal forma que garantiza su implementación y ejercicio efectivo. Entre los temas destaca que los pueblos indígenas serán reconocidos como sujetos de derecho público, libre terminación y autonomía en sus distintos niveles y ámbitos, derechos de las mujeres indígenas, derechos de la niñez, adolescencia, juventud indígena y migrantes, derecho a las tierras, territorios, recursos, biodiversidad y medio ambiente, sistemas normativos indígenas, coordinación con el sistema jurídico nacional y acceso efectivo a la jurisdicción del estado, consulta libre previa e informada, educación comunitaria, indígena e intercultural, entre otros.


Esta propuesta modifica 15 artículos de la Constitución Federal tanto la parte dogmática y la parte orgánica reconociendo una serie de derechos y estableciendo obligaciones del estado mexicano para crear una nueva relación de respeto y coordinación con los pueblos indígenas y afroamericanos. La estrategia que impulsa la Reforma Constitucional consiste en analizar, consensar y consolidar la propuesta. Entre el mes de julio y agosto se pretende recabar firmas de apoyo en las regiones indígenas del país, en septiembre se entregará al titular del Poder
Ejecutivo y al Congreso de la Unión, posteriormente se hará el seguimiento al proceso legislativo.

Solo queda esperar el resultado de este gran paso que se ha venido dando desde hace dos años y poder reafirmar si en verdad esta reforma podrá crear las condiciones necesarias para resolver los graves problemas de marginación, pobreza, exclusión, discriminación y racismo que los pueblos indígenas han vivido históricamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *